miércoles, 1 de agosto de 2012

Maroon 5 - "She will be loved" (2004)

Maroon 5 lanzó su disco de debut desde California hacia el mundo en 2002, pero fue en 2004 cuando "Songs about Jane" se hizo un hueco gracias a "She will be loved", una balada con videoclip sobre amores intergeneracionales.

 Abundan en este videoclip las miraditas intensas porque Adam Levine sufre lo suyo

Bajo la dirección de la archiconocida y siempre eficiente Sophie Müller, cuenta con la participación de la actriz Kelly Preston, casada con John Travolta, y narra una historia de amor entre un joven y la madre de su novia. En la primera secuencia vemos al cantante Adam Levine lanzándose a una piscina con toda la ropa (tras una ráfaga de flashbacks que no se entienden) no sabemos si porque es tonto, pretende suicidarse o tiene otra muda por fuera.


A partir de ahí empieza a desarrollarse la historia. La novia de Adam es una joven muy acaudalada, como se deduce del hecho de que tenga una gigantesca piscina propia, a la que Levine es propenso a lanzarse con la ropa puesta. Tan pronto como el joven asoma por la piscina, llama poderosamente la atención de su suegra.

Como para no llamarla, nos ha jodío.

Pronto vemos que tener esta pedazo de casa con piscina no es suficiente para ser feliz, a tenor de cómo en el 0:40 el marido de Kelly Preston ignora sus requerimientos de atención y afecto, lo que hace que ella actúe ridículamente delante de los amigos de su hija. De aquí se deriva una reprimenda de su marido, que desemboca en una tensa discusión, con bofetada incluida, en la que ella se marcha de la piscina para acabar, no sabemos cómo (lagunas del guión) desmayada en el suelo de una habitación. Adam se la encuentra allí y tras reanimarla, terminan besándose apasionadamente.

Llegados a este punto, el amor de Adam y su suegra empieza a volverse obsesivo, y se espían el uno al otro, llegando a trastornarse tanto que Levine se disfraza de Risto Mejide para no ser identificado.


También hay que comprender su desazón. Estamos ante el clásico caso en el que es difícil decidir quién está más potente, si la madre o la hija.


Ambas visitan el club donde toca la banda de Adam Levine, esto es, los Maroon 5, y le ponen en una fea disyuntiva, porque se ve que él no quiere hacerle daño a su novia, pero es que Kelly Preston viene dándolo todo.


Adam sabe bien lo que siente. Sabe que no debería enamorarse de su suegra, pero no puede evitarlo. Mira a su joven novia mientras bailan y la ve a ella, y contra esas cosas no se puede luchar. Por otra parte, la presencia de una mujer con todas las letras como es la Preston en este videoclip es demasiada competencia para la hija, que parece una cría a su lado. Todo un mensaje alentador para las mujeres que están atravesando los cuarenta y están convencidas de que ya sus días de gloria están tan atrás que no pueden ni recordarlos.

El videoclip se cierra con una secuencia en la que ambas parejas (Kelly Preston y el marido que pasa de ella, y Adam Levine y su novia) comparten bebidas en una terraza. Tras un leve intento de darse celos, Kelly se levanta al no soportar más ver a la persona que ama abrazando a otra, pero Adam sale en pos de ella y la abraza y la consuela, ante la mirada acusadora de la hija de Preston, enterada de toda la historia según se nos desvela en uno de los últimos planos del video.

La moraleja del video es que el amor triunfa sobre todas las barreras, aunque mi lectura es que Kelly Preston interpreta a la peor madre del mundo, capaz de levantarle el novio a su propia hija en vez de buscarse un hombre de su edad o que no esté comprometido. Ya te vale, Kelly Preston.




3 comentarios:

Jae Christian Diaz Alegria dijo...

en el club hay un cuadro que se encuentra a espalda del grupo ( pegunta -* como se llama ese cuadro?)

Ana dijo...

Lo sentimos, Jae Christian, hemos buscado ese dato pero no lo encontramos. Muchas gracias por leer y comentar 1000yunvideos. ¡Un abrazo!

John Lobo dijo...

como se llama ese hotel donde esta la fuente al final del video necesito saber como se llama ese lugar!!

Publicar un comentario